Un arma secreta para challas de papel

51 donde fuera y ellos eligieron Ají. Ellos tenían mucho hacienda y podían ocurrir elegido cualquier parte, pero eligieron Chile. Cuando llegaron a Santiago, en el hotel preguntaron por la playa más cercana. Cartagena, les dijeron, Figuraí que se pasearon por todas las playas del Casa de baños y, a la Dorso, cabal cuando pasaban por la entrada de Melipilla, quedaron en pana en Vicuña Mackenna con Ortúzar. El chofer dijo aquí vamos a tener que ver si alguno nos puede ayudar. Mi antecesor dijo está admisiblemente, mientras usted lo arregla, vamos a entrar y seguro que habrá una plaza. Caminaron toda la entrada y encontraron la plaza, que Cuadro un sitio eriazo, escaso, un tierral. Manuel dijo me gusta este pueblo, qué te parece que cuando volvamos a España hagamos una transacción y algo hacemos en este pueblo, por lo menos ponemos una casa comercial, porque no había ni siquiera un despacho. Y ahí compraron todo el frente de la plaza. Triunfadorí comenzó una Bancal en Melipilla, donde los De la Presa fueron activos miembros de la comunidad en el comercio, la política, los deportes, el teatro y la inmigración, al provocar una oleada de ciudadanos españoles a quienes trajeron a trabajar en los negocios que formarían en Melipilla. Las familias Suárez, Ríquez, Villar, García, entre otras, se asentarían a partir del percance de los De la Presa. A más de cinco décadas de ese avenencia con una plaza baldía, los De la Presa decidieron solucionar los problemas de las autoridades de una buena oportunidad y construir un teatro en el costado oriente de la Plaza de Armas. Lo hicieron en medio de la calle Serrano y frente a la estatua del marino melipillano. Un teatro?, se preguntaba la comunidad, invadida por la sorpresa y la excentricidad.

En este escenario, se llegó a un juicio que el alcalde no pudo resolver, pues la entidad edilicia no contaba con medios para hacerlo. Vencedorí, el 6 de julio de 1948 el Teatro Serrano fue embargado por primera oportunidad. Para suerte del concesionario Selman, el asunto se resolvió luego, comprometiéndose el municipio a satisfacer debidamente por lo que pudo seguir trabajando en el circuito, aunque no por mucho, sin embargo que a fin de ese año concluía la concesión y había que licitar la Despacho del teatro una tiempo más. Varcellino propuso mejor porcentaje de rentas para el municipio, anticipó $ pesos en cheques de $ pesos mensuales, que serían destinados por el municipio para la confección, de una ocasión por todas, de la portada del Serrano. A medida que avanzaba el tiempo y Varcellino hacía funcionar de buena forma el teatro, pagando un arriendo de $ pesos mensuales, temía que le cobraran los cheques y pidió a las autoridades no hacerlo. Pero como éstas necesitaban el caudal y estaban en su derecho de hacerlo, los cobraron. Como resultado, Varcellino huyó del país antes que lo apresaran por entregar cheques sin fondo. Un empresario del espectáculo sin fondos había tomado la concesión del principal circuito melipillano? Triunfadorí fue, aunque ni había mucho donde nominar y, desde luego, las autoridades locales habían pecado de ingenuas. A fines de 1949, y buscando no tropezar de nuevo con la misma piedra, se abrieron nuevamente las propuestas de arriendo del teatro, recibiendo cuatro solicitudes. El vencedor fue Hugo Stagno del Orto, quien según la prensa Particular estaba animado de los mejores propósitos de dotar el teatro de un buen equipo, un telón reciente, calefacción para el invierno, arreglo de los camarines y se propone aún mejorar los espectáculos ofre

9 2.2. Deberes del Propietario. Por el hecho de pertenecer a una Comunidad, tiene el deber de respetar el Reglamento de Copropiedad. Debe realizar los mantenimientos que este Manual indica. Debe respetar la propiedad de los vecinos y no efectuar, por ningún motivo, trabajos en los muros que constituyan deslindes. El incumplimiento de sus deberes o actos que afecten a la Comunidad, da derecho a acciones legales en su contra. El propietario no solo debe estar informado de lo que sucede al interior de su vivienda si no que todavía como funciona el Edificio en general, poliedro a que hay espacios y riqueza comunes de los cuales tienen un porcentaje en su dominio. Si perfectamente la preservación de estos espacios está a cuenta de la Agencia del edificio, los propietarios deben ejercitar una punto fiscalizadora por intermedio del comité de Sucursal y de la Asamblea de propietarios. 3 DESCRIPCION Militar DE LA VIVIENDA.- El edificio Consta de 10 niveles sobre cota 0.00 y 2 niveles de subterráneo, con un total de 82 departamentos, 108 estacionamientos para propietarios, 12 estacionamientos de recepción, 02 estacionamientos minusválidos para propietarios, 01 estacionamiento para minusválido de visita y.

120 gramó la primera peña clandestina en el Concurrencia de la Escuela Técnica Esther Bunster. Allí, con 200 personas, se llevó adelante un inédito acto masivo de concurso a la dictadura. Esa Confusión tocaron los conjuntos Ortiga e Illapu, ampliamente reconocidos en el país con su trabajo de raíces musicales andinas. Los nichos para encuentros encubiertos en los setentas eran pocos. Se contaban con los dedos de una mano. Fuera de la iglesia, estaba el Sindicato de la Construcción, donde se llevaban a cabo reuniones y tocatas íntimas; igualmente el Sindicato de Panaderos que funcionaba en una casa en Silva Chávez, entre Manso y San Miguel; y una mediagua de calle Hurtado. Llamaba la atención la acogida que brindaban a estas actividades las monjas de la Escuela Técnica Esther Bunster, llegadas de Colombia y a cargo de un establecimiento donde acudían niñVencedor y jóvenes de estratos socioeconómicos medios y bajos. En esta escuela, al mando de Carmen Leonor Cortés, se organizó en 1978 un encuentro del Canal Vivaz de la Iglesia Católica donde se desarrollaban actividades musicales y teatrales a raíz de lo cual se volvió a ver en la ciudad una marcha no convocada por las autoridades. A la cabecera de la columna humana iba el cardenal Raúl Silva Henríquez. Inmersos en un quehacer cultural cuidadoso de no despertar sospechas, el Ateneo Juan Francisco González se reactivó en forma clandestina, tratando de reverdecer laureles con el regreso a Ají de Víctor Marín Calquín, quien se había radicado en Argentina. El secretismo y lo íntimo, secreto, individual, reservado, personal, era buscado por motivos políticos, de supervivencia, expresión y reunión, pero la reclusión en el hogar tuvo otro antecedente que comenzó a delinear los consumos culturales en Ají: la televisión. Realizadas las primeras transmisiones en los inicios de la lapso de 1950, en los primaveras sesenta inició su expansión por el país con un musculoso componente educativo en su programación.

126 de la risa, medios escondidos. Es que había que esconderse un poco para que no llegara algún pariente y te cachara, es el recuerdo de Alejandro Vidal, un damisela de quince años que en la segunda mitad de los ochentas disfrutaba con estos secretos momentos en el Palace, el rock latino y el mundial tierno de fútbol con Lukas Tudor a la cabecera. Para Alejandro, la recepción al cinema revestía entretención, aunque no obstante no siempre en la pantalla, pues tirar papeles o cualquier otro proyectil en torno a abajo se volvía una tradición: las películas eran acertadamente malas, pero individuo iba a puro huevear, se pasaba bien. Hasta ir al baño era un hueveo, uno jugaba a mear desde afuera del baño. No se podía entrar, porque estaban inundados de pichí y agua, Cuadro asqueroso, pero divertido. Los grandes espectáculos musicales y teatrales no se harían más en el Palace. Anita González, Ramón Núñez, Armando Navarrete y Cristian Campos actuaron en noviembre de 1986 en el Gimnasio Alberto González con el sainete de René Hurtado, Su lado flaco, para reunir fondos destinados a la reconstrucción del Templo de San Agustín. En febrero de 1987, la Banda Sinfónica de la Universidad de Ají se presentó en el Techado; al igual que la acoplamiento de Isidora Aguirre de El Ayudante de Tormes con la compañía Teatro de la Calle, en cuyo elenco tomaba parte Roxana Manríquez, Sergio Henríquez y Andrés Pavez. En septiembre de ese año, Jorge Yáñez y Liliana Ross personarseían el café concert El Enganche, en el restaurant Los Troncos, y un concierto de cámara organizado por el renovado Ateneo Juan Francisco González, con músicos de la Universidad de Pimiento, se hizo en el recinto de la Cámara de Comercio de Melipilla.

5 Waca Waca Waca Waca, vocablo que en Quechua significa toro toro. Danza originaria del Altiplano (Perú - Bolivia), es una graciosa y bella parodia de la Fiesta Brava, en la que los toros, toreros y cholitas elegantemente ataviadas danzan en medio del ruedo, demostrando la firmeza y audacia. Se inspira en la época de la colonia en las corridas de toros, aunque parece tener su origen en origen en la danza de los Ttinti wacas, donde los bueyes o wacas eran utilizados para el trabajo agrínalgas o Ttinti. Posteriormente la actividad agrícola de los bueyes fue siendo sustituida por la de la corrida de toros, de ahí la explicación de la presencia de las lecheras en la danza. Resume en su coreografía la benéfica ingreso del rebaño vacuno a los Andes, acontecimiento importantísimo para la producción agrícola que inició a varias familias Aymaras y mestizas en la cría de reces y la comercialización de su calostro, carne y cuero. De inmediato la ternera y el toro pasaron a formar parte de los rituales Aymaras. Y en algún momento entre la Colonia y la República, los varones se pusieron monteras de cuero, en forma de toro o ternera, mientras las lecheras y carniceras vestían sus mejores polleras para retozar al son de una música casi marcial.

104 Es el reminiscencia Yerko Milenko de ese septiembre de 1973 que cambió la vida del país. Vencedorí como su primer disco se vio truncado, toda la vida cultural y social del país cambió. Melipilla aún lo haría, a su ritmo y con sus particularidades. Ese martes 11 de septiembre la ciudad vivió la convulsión del asalto de estado perpetrado por todas las ramas de las Fuerzas Armadas y de Orden, así como aún los subsecuentes estados de excepción, el toque de queda, la persecución, la prohibición de asociatividad 227, la desarticulación de los vínculos sociales, el miedo y todavía la alegría. Hubo quienes fueron apresados, otros huyeron, otros acudieron a las comisaríCampeón y algunos se instalaron en plena plaza para hurtar una cueca celebratoria. Las luces en los teatros melipillanos se apagaron por un momento y las cintas dejaron de proyectarse. La ciudad fue cercada por tropas militares que entre sus objetivos principales tuvieron al diputado socialista MatíFigura Núñez. Su cacería fue sin cuartel. En el camino, su chofer, Jorge Luis Ojeda, un joven estudiante universitario de 20 primaveras, fue aprehendido en el sector de Huechún, luego, torturado y asesinado 228. La hermana 227 Adentro de estas prohibiciones, estuvo la disolución de juntas de vecinos, y luego la designación a dedo de los presidentes de éstas, quienes debían estar en sintonía con la dictadura marcial. 228 En la comitiva que lo detuvo estaba el capitán de Carabineros Sergio Brieba Hinrichsen, el médico Bernardo Purto Yarcho, quien vestía uniforme institucional, el mayor Carlos Solís Silva, y los Sargentos Silvio Concha González y Emilio Marín Huilcaqueo, el conocido Paco Marín, el mismo que sacaba a los asistentes revoltosos de las funciones del Teatro Serrano. El damisela Ojeda fue llevado a la Cuarta Comisaría de Carabineros de Melipilla, donde fue sometido a torturas que terminaron quebrando su espalda. De allí fue enviado a la gayola de San Antonio y, luego, al Regimiento Escuela de Ingenieros Militares de Tejas Verdes, donde fue nuevamente torturado.

¿Estás interesado? Rellena el subsiguiente formulario para solicitar entrada a nuestra plataforma online de saldo directa a Profesionales. Navega por nuestro amplio catálogo de traspaso de toallas al por mayor y realiza tus pedidos de forma cómoda y sencilla, accediendo a tu tarifa de cliente y al stock en tiempo Positivo.

mucha separación entre una clase y otra. En ese tiempo todavía estaban los españoles, eran la Clan superior, las familias superiores y siempre estaban separados de los demás. Entonces individualidad se encontraba con que estaba sin decisión social, económica, de trabajo, era proporcionado problemático el asunto para la Clan joven que estaba creciendo y desarrollándose, pero esas cosas fueron cambiando poco a poco. Herederos de un proceso de acumulación en torno al interés en las artes, la Civilización y las humanidades; jóvenes llenos de espíritu emprendedor y con profundo apego a su tierra, el Congregación de voluntades comandadas por Marín Calquín se inició con cinco academias: cerámica, humanidades, teatro, artes plásticas y danza. Bancal un esfuerzo nunca antaño visto al interior de la comunidad e inauguraba derechamente el trabajo de una concepción que, habiendo recibido aprendizajes y conocimientos en instituciones de educación superior o técnica, intentaba volcar el conocimiento en su tierra. En este período el teatro como disciplina jugaba gran valía. La sociedad de teatro, como llamaban al Conjunto dedicado a las artes escénicas, tuvo por primera comisión el ensayo de las pequeñas piezas óleo, de Eugene O neill y La Fablilla del Secreto Perfectamente Guardado, de Alejandro Casona. Mas no se debe creer que el Teatro Serrano fue su centro de operaciones. El lado de los ensayos estuvo primero en la Escuela Parroquial. Pero el éxito del Ateneo fue inmediato y luego para 1953 sumaban 66 socios y habían cambiado su sede, haciendo del salón de actos de la Escuela Superior de Hombres N 1 su lugar de ensayo y presentación, especialmente teatral El director de la escuela, Hernán Brevis, fue quien facilitó el espacio, permitiéndoles usar el salón todos los díGanador de la semana, y en forma gratuita, a posteriori de las

Rociador de ducha Sensea Fani cuadrado en color plata con chorro objetivo profusión. Cuenta con picos de almohadilla de silicona y las...

En definitiva, los setentas fueron una plazo caracterizada por el folklore, con marcada presencia en el Recinto Alberto González y incluso en el Palace. Y por supuesto que en el Buscando la Mejor Voz y Conjuntos de la Zona incluso sonaba con mucha fuerza. En el año 1974 la iniciativa volvió a convocar a incipientes artistas, cantantes amateurs, o sencillamente a quien se atreviera en el decorado. Se presentaron participantes de todos los sectores de la ciudad, llegando cantantes de Talagante, El Monte, Santiago, Santo Antonio, Quilpué, también de liceos y colegios de la zona. Eran verdaderos representantes de sus localidades y llevaban con orgullo el nombre de su pueblo, distrito, villa o escuela, compitiendo en las categorías rozagante, internacional, mexicano y neo-folklore. Incluso los cantores a lo humano y lo divino tuvieron su aparición en la edición de 1976 de este festival. Asiduamente alejados de los escenarios de Melipilla, el payador Domingo Pontigo encabezó una delegación que reunía a cultores de Alhué, Santo Pedro, Loica, Quelentaro y Melipilla. En esa ocasión los cantores se presentaron frente a personas en una competencia de payas. Realizado total para una marcha que comenzaba a las 10:30 horas y se mantenía hasta las 13 horas de los domingos. En pleno auge de los festivales, Melipilla contaba con el suyo y hasta se prendían antorchas, a la uso de Viña del Mar, claro que a diferencia de la Casa de campo Vergara, el Palace no tenía una ventilación adecuada para tales fuegos. Siquiera detentaba un buen doctrina de sonido. Solamente una nota desprecio ha tenido este concurso y es su amplificación, que muchas veces no se es

los niños y niñFigura de las escuelas de Melipilla. En mayo de 1909 los escolares tuvieron acceso a esta sala oscura por gentileza de sus dueños. En medio de la fuego de la tarde que copaba el otoño melipillano, tuvieron una entrada gratuito a ese mundo paralelo del séptimo arte. Serían los primeros en ingresar a esta oscura cueva de fantasíVencedor que, tal como ellos, otros niños y jóvenes sabrían disfrutar durante todo el siglo. Pero el Apolo no era sólo cinematógrafo y compañíTriunfador de variedades. Al ser el principal espacio techado con decorado y luces en la ciudad, se hizo primordial para reuniones masivas y juntar patrimonio en las decenas de causas benéficas que por esos abriles abrazaba la comunidad. Una de ellas Cuadro la reunión de fondos para la estatua de Ignacio Serrano, hijo ilustre de Melipilla que combatió en la Combate del Pacífico, otra Cuadro la colecta de fondos para el hospital y otra para la reconstrucción de la Escuela Superior de NiñVencedor. Pero en este protagonismo social del teatro de calle Valdés, un hito destacaría por sobre todos, al ver venir al mundo una de las instituciones emblemáticas de la ciudad: fue el Apolo el centro de las reuniones para resolver los puntos que configurarían el Cuerpo de Bomberos de Melipilla, Figuraí como la primera y segunda compañía. El 17 de julio se fundaba esta pinche el link institución, que en su interior contaba con 60 personas en las primeras filas. Mientras la entidad bomberil iniciaba un camino dando sus primeros pasos, lo mismo sucedía con la naciente industria fílmica chilena, que aumentaba su producción en base a cintas noticiosas y al estreno de la primera película Doméstico con argumento en el Teatro Unión Central de Santiago, titulada Manuel Rodríguez Dirigida por Adolfo Urzúa, en ella actuaron Nicanor de la Sotta, Francisco A. Ramírez, Filomeno Flores y Carlos Prats

To ensure the functioning of the site, we use cookies. We share information about your activities on the site with our partners and Google partners: social networks and companies engaged in advertising and web analytics.

A querella de González y Rolle, ello ocurre con tres condiciones 14. Y el teatro a comienzos de siglo al menos cumple dos: la de profesionalización del intérprete y el creciente aumento de la oferta cultural. Vinculado a ello, y gracias a esta incipiente masificación, el teatro se convierte en el contenedor de los fenómenos culturales del mundo, lo cual significaba la máxima conexión con lo que acontecía fuera de los horizontes del país, en términos de insu- 11 En este sentido, Hardoy y Aranovich al estudiar la ciudad saco mencionan que la introducción de un teatro puede ser entendida como un servicio cultural llegado el siglo XVII, que a pleito de nosotros se convierte, después, en un requisito de urbanidad. Figuraí, Hardoy y Aranovich mencionan que: Gradualmente fueron introducidas en las ciudades coloniales costumbres y utensilios característicos de las sociedades cultas españolas y europeas. Las representaciones teatrales y torneos de postas, la lectura de libros importados y la impresión de libros en América, la publicación de hojas con información y luego periódicos y diarios, constituyeron manifestaciones culturales de la sociedad colonial. Algunas populares, como el teatro, otras más seleccionadas como la posesión de la biblioteca, pero de todos modos prácticamente las únicas durante los siglos XVII y XVIII. Al respecto: Hardoy, J. & Aranovich, C., Escalas y funciones urbanas de la América Españoleaje hacia Un ensayo metodológico en De Solano, F. (coord.), Estudios sobre la ciudad Iberoamericana, Madrid, C.I.S.C., Aunque, tal como afirman González y Rolle, igualmente lo serán por el circo (op. cit. González & Rolle, pp ) y por el kiosco de la plaza pública donde emergían las bandas (op. cit. González & Rolle, pp. 274 y ss.). 13 Op. cit. González & Rolle, p Op. cit. González & Rolle, p La restante de las 3 condiciones es la de nuevas facilidades de reproducción sonora

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *